3b6598f18bb0feb53d316452ddee3a5e6a87caae086d2295d9 Cicuéndez acaba en Z: XXI Salón del Manga de Barcelona: acercándonos a la macrobiótica

jueves, 5 de noviembre de 2015

XXI Salón del Manga de Barcelona: acercándonos a la macrobiótica

salon manga barcelona macrobiotica


El Salón del Manga ya se ha convertido en un evento que aglutina mucho más que manga, anime, otakus y cosplayers. Es mucho más que eso y en la edición de este año se han podido disfrutar de multitud de actividades relacionadas con todos los ámbitos de la cultura japonesa: juegos de mesa, talleres de origami, haiku, degustaciones de sake, masajes de shiatsu y reiki... Pero el tema que quiero tratar aquí hoy es el de la cocina macrobiótica japonesa. He podido asistir a varios showcooking de este tipo de cocina impartidos por profesores de la Escuela de Macrobiótica de Cataluña e incluso, uno de la mismísima Mayumi Nishimura, una eminencia en esta rama.

La macrobiótica basa su alimentación en los cereales integrales y a partir de ahí, va catalogando los alimentos en función del Yin y el Yang. Este principio japonés sobre el equilibrio y la complementación de los opuestos se aplica a la forma de cocinar, a lo que comemos diariamente y por tanto, a nuestra energía y espiritualidad.

Lo que yo había leído hasta ahora sobre este tipo de dieta es que el fin último era llegar a sustentarse con la ingesta de cereales integrales y agua. Cosa que me parecía realmente peligrosa y poco saludable. Sin embargo, en estos talleres del Salón del Manga he podido aprender recetas japonesas, basadas en los principios de la macrobiótica y con los cereales de por medio, pero también con otros ingredientes saludables.

Si lo entendí bien, los alimentos Yin son aquellos que expanden, que refrescan (verduras) y los alimentos Yang son los que contraen (carne). Es un poco difícil pensar en cada momento qué es Yin y qué es Yang, así que me quedo con una frase que dijo Dani Mayor, director de la escuela y el encargado de impartir los talleres:

"Hay que comer con el estómago, desde la experiencia, ver lo que te sienta bien y lo que no".


El principal problema que veo en este tipo de cocina es encontrar los ingredientes. La macrobiótica japonesa se basa mucho en algas y en los talleres se usaron varios tipos que ni había oído nombrar (me sacas del nori de los makis y ya me pierdo). Pero imagino que todo es buscar.

Me apetecía compartir esta experiencia porque creo que la alimentación es un elemento fundamental de nuestra salud y saber siempre más sobre cómo llevar una dieta saludable no está de más. Lo que no es bueno, ni en macrobiótica ni en ninguna dieta, son los extremos y la obsesión.

Os dejo una de las recetas que hizo Mayumi Nishimura. El plato se llama Nishime y como veréis, la mitad de los alimentos ni os sonarán, pero está muy muy rico y es todo muy sano. Reconozco que la salsa de soja a unas verduras cocidas le da un toque mucho más apetecible:

Ingredientes:

- Kombu remojado y cortado en láminas (un tipo de algas).
- 4 setas shitake en remojo.
- 1 zanahoria troceada.
- Daikon troceado (una pieza de unos 4 cm. Es de apariencia similar al rábano pero más grande).
- Raíz de loto fresca (una pieza de unos 4 cm).
- Bardana cortada (una planta comestible muy usada en medicina. He leído que en castellano se puede llamar agarrocha).
- 1 puerro troceado.
- Media cucharada de picante (Ichimi, Sichimi, no sé que son, la verdad).
- Un cuarto de calabaza troceada.
- 1 cucharada de tahín (aceite de sésamo).
- Media cucharadita de sal.
- 2 cucharaditas de salsa de soja.

Todo esto se va metiendo en una olla por capas, ingrediente por ingrediente, uno encima de otro. El primero en ponerse es el kombu. Una vez se echan, poner unos centímetros de agua, un par o tres como mucho. Echar la sal, tapar y cocinar durante 20 minutos a medio fuego.

Después, se le echa la salsa de soja y se deja unos minutos más. Se sacan las verduras, se escurren y al caldo se le echa el tahín. Se remueve y se vuelven a echar las verduras. No tiene que quedar caldoso. Os dejo algunas fotos del proceso y del taller con Mayumi:

Daikon


Rellenando las Gyozas

Removiendo el Nishime 
 Resultado final. Lo de la derecha es el Nishime

Os dejo ya de paso algunas de las fotos del Salón del Manga que nos hicimos por allí:

Vestido Totoro (comprado en Nueva York)

 Mural de Super Mario


Figuras Sailor Moon, mi serie preferida de la infancia

Fira de Montjuïc vista desde el mirador de Las Arenas


No hay comentarios :

Publicar un comentario

Eres libre de opinar lo que quieras. Debato, no discuto. Respeto ante todo.